20 julio 2012

No somos libres

Estoy herida y no puedo seguir.
Rebobino el blog unos meses.
No somos libres, dijo Mariano, y es verdad: una silenciosa troika del corazón ha decidido en mi lugar y en el vuestro.
No sé cuándo seré capaz de volver pero estoy. Y sé que estáis allí. Aunque hoy no haya receta que cure.
Un beso,
Mo'

P.S.: Sé que esta decisión está perjudicando a las personas que querían enlazar mis recetas de los últimos meses; estaré feliz de regalaros esas fotos y recetas en privado. Lo siento.


28 comentarios:

ro dijo...

Lo siento mucho Mo. Si necesitas algo, lo que sea, cuenta conmigo. Tienes un refugio leonés para lo que quieras. Besos y abrazos en la distancia.

Ana U. dijo...

Cuanto dolor !!!! Abrazos y abrazos y abrazos; a miles; los que hagan falta (no bastan, verdad??) Ana U.

Laura dijo...

Mónica, lo siento muchísimo. Siento leer estas palabras tan tristes, no por las palabras en sí, claro, sino por lo que conllevan. Un abrazo muy fuerte y estaremos aquí para cuando decidas volver, que deseo con todo mi corazón sea lo más pronto posible. Un beso meticon ;-)

Lolah dijo...

Cara Monica, no sé qué te está pasando, pero sea lo que sea sabes que me tienes.
Un beso muy fuerte.

Anónimo dijo...

Mi dispiace...
Spero di rileggerti presto.
ciauuuu
Clarissa di Zirela

Cosas de Chari dijo...

Pues yo estaba pensando hacer lo mismo en mi blog!

Saldremos de ésta!

Besos!

Anónimo dijo...

Vuelve. ¡¡¡Es una orden!!!

Como no vuelvas pronto, comeré macarrones con chorizo todos los días ¡TODOS!

Unai (ahora en forma, si no lo remedias obeso en breve) ;)

Mar dijo...

Cuídate mucho, Monica, nosotros te esperaremos hasta que vuelvas, no lo dudes.
Besos.

Nefulita dijo...

puede que tome tiempo, pero todo pasa, esto tambien pasara. animo.

Manuel dijo...

Cerotti per il cuore proprio non ce li ho, ma sì un sacco di simpatia e tenerezza da regalare.

Abbi cura di te...

Mercè dijo...

Tomate el tiempo que necesites y mimate mucho.
Baci!!!

carmene dijo...

Mónica: sólo quiero desearte buenos vientos y feliz singladura y agradecerte los muchiiiiiisimos buenos momentos que me has proporcionado con tus post y tu blog.
Ojala que pronto te veamos de nuevo en tu azucarero o en cualquier sitio que estés pero que estés bien.Besiños.

La Donna Di Cioccolato dijo...

No nos conocemos, ni siquiera nos escribimos emails o comentarios, pero no se porque te considero como una especie de amiga en la lejania que me sorprende con recetas y comentarios acidos y muy bien llevados. Te echare de menos el tiempo que estes fuera, espero que no sea demasiado porque sino tendre que hacer la misma dieta de Unai y no me gusta la idea. Se que tendras montones de amigos con los que deshogarte, pero si aun asi no te bastan, escribeme cuando lo necesites que estare al otro lado.

Un beso enorme y pa' arriba guapa!

Anónimo dijo...

Querida Mónica, te leo desde hace años, quizás cinco o seis. En silencio, sin encontrar nada más que añadir tan inteligente, agudo, mordaz o tierno como lo vertido por ti.
En todo este tiempo no he descubierto una receta que cure...pero sí hay canciones. Te regalo una.
http://www.youtube.com/watch?v=EvcAe1yCGiY

Sandra

ELel dijo...

Io ti aspetto, torna presto :)

Akane dijo...

Un beso y un abrazo muy, muy fuertes Monica. Sé que a veces es duro seguir... pero espero volver a leerte pronto. No nos abandones, que nos dejarías huérfanos a mucha gente :).
Ánimo y que repongas las fuerzas de ese espíritu revolucionario.

Te echaremos de menos.

Anónimo dijo...

Allora un capitolo si chiude e se ne apre uno nuovo. E per inaugurarlo al meglio, per favore ti chiedo la ricetta dei gnocchi al ragu' migliori del mondo!

lasagnapazza dijo...

Ciao Monica. Il tuo è uno dei pochissimi blog che seguo da anni. Mi hai fatto restare vicina alla Spagna, paese che amo e in cui ho vissuto qualche anno fa. Non so cosa ti abbia fatto prendere questa decisione ma sento di doverti dire una cosa in cui credo profondamente. La libertà vera è quella che abbiamo dentro di noi. Nessuno e niente ce la può togliere. Baci. Mari

Cacho Cachela dijo...

No, Mónica.
No.
Siguiendo la pista ( hasta ahora misteriosa ) de una receta que hacía mi inolvidable nonna cuando yo era niño llegué hasta aquí. Justo tres días después de que te has ido.
No, Mónica. Bueno, sí. pero espero que tus cosas mejoren, que estés bien y que pronto vuelvas a tener ganas de volver.

Anónimo dijo...

Somos muchos a los que no puedes poner nombre ni cara, porque -aunque te leemos desde hace tiempo- no nos conoces, pero estamos aquí, como bien dices. Mientras tú calles hablaremos nosotros, para que sepas que seguimos a tu lado, también con tu silencio.
Han callado a muchos. No enmudezcas tú también... En tus entradas hablas con quienes Pepa definiría en su programa como los "escuchantes"... hablas de la magia de atravesar montañas en milésimas de segundos y lo que te reconforta saber que esta terapia tiene cita segura "al otro lado"... tú destapas tu historia, tus recuerdos, tus inquietudes, tu risa y tu tristeza. Nosotros te leemos y nos dejamos enganchar por tu frescura.
Quiero darte las gracias por cuanto me has aportado y en mi egoísmo te pido que cuando puedas continúes.
Entre tanto, cuídate.

Paloma

MaryLou dijo...

Un fuerte abrazo!!!!!!

Ivy dijo...

Hola Mónica, soy la desaparecida Ivy, que aunque haga tiempo que no pongo comentarios estoy, en silencio pero aquí. Me duele ver que lo estás pasando mal, no se porque, pero sabes que el tiempo todo lo cura y que también pone las cosas en su lugar, no desesperes: encierrate, llora, grita, desaparece, pero vuelve, vuelve a ser tu misma cuanto antes mejor, nada ni nadie merece pasarlo mal.

Muchos besos, y aquí para lo que necesites.

Monica Bedana dijo...

Queridos todos:

en este blog confluyen muchas historias de amor, esto es evidente. El amor por la cocina, por mi país, por el vuestro, por unas ideas. En todos estos años ha habido amores con final feliz, otros no tanto y otros más que aún no se sabe cómo acabarán.Os los he contado entre líneas o abiertamente utilizando el hilo conductor de unas recetas. Lo que jamás hubiera podido imaginar es que este hilo entre nosotros fuera de acero. Estoy sin aliento por estos comentarios y por todos los correos que he recibido. Con la calma que ahora no tengo (alguien me predica todos los días "take it easy, no te tomes todo de panza", pero no lo consigo, "me va la vida en ello", Sandra gracias por esa canción que tenía olvidada, ahora es mi lema!)trataré de devolveros todo este cariño, aunque sea a plazos.

Es una época de cambios personales radicales para mí; voy a dejar España a finales del verano, tengo un proyecto de vida y de trabajo totalmente nuevos, un reto difícil en estos tiempos de lobos que todos conocemos y, además, ya no soy una niña para el mercado laboral. Pese a todo tengo optimismo, ganas, energía y mucho amor a mi alrededor.

Necesito tiempo para poder poner orden en todo; no es una mudanza fácil y quiero irme ligera de equipaje en todos los sentidos. Con el diálogo sé que todo es posible, creo firmemente en el poder de las palabras y sólo quien me devuelve silencio me pone en jaque. Por esos silencios no quiero dejarme atrapar y tampoco quiero empezar a jugar sucio y contestar al silencio con silencio, no es mi estilo. Así que el mío es un silencio de ruidosa protesta.

Antes o después espero poderos enseñar otra cocina en otro lugar. Solo el sitio será distinto, todo el resto seguirá igual en esta historia de amor entre nosostros que dura ya casi ocho años y que no he hecho nada para merecerla, así lo siento y así os lo digo.

De corazón, GRACIAS.
Seguimos en contacto en esta ventanita, por correo, en twitter o dónde y cómo queráis.

Bacio,vi voglio bene,
Mo'

Anónimo dijo...

Allora insomma debbo aspettare la ricetta dei gnocchi col ragu'. Ma ubi major minor cessat. E: http://www.youtube.com/watch?v=vFaqAdDYPMI

ro dijo...

Todo te irá bien estoy segura de ello. Al menos sabrás afrontar las cosas como vengan.

Tengo blog hace muy poco, pero lo que aun no te he Ichi es que te leo desde hace bastantes años, más de cinco, quizá seis o siete ya. Empecé a hacer pan con tus recetas, he seguido todas tus entradas, tus idas y venidas, recuerdo ahora anécdotas obre tus vecinos o tu odio a freír, al menos dentro de casa. He leído todo tu blog, al menos una vez, y muchas de tus recetas son parte ya de las de mi casa.

Te seguiré leyendo allá donde estés, porque la magia de tu blog eres tú, niña. Así que, cuando puedas, vuelve.

Besos.

Gemma dijo...

Muchos ánimos!!!! Ya verás que vayas donde vayas siempre saldrás adelante, con mucha fuerza!!!
Un fuerte abrazo

Anónimo dijo...

Monica, te sigo hace mucho tiempo aunque nunca entré a comentar, ahora estoy obligada a darte las GRACIAS, gracias por las recetas, por los textos, por la reveldia tan acertada ( te sigo, también, a duras penas en los otros blogs) yo ya soy una mujer talludita y a sido una delicia leerte , te voy a echar de menos. Suerte
Ti voglio bene Mercedes

Vega dijo...

Querida Mónica,
Tu blog fue de los primeros que leí, buscando cómo hacer un capuccino. Con sorpresa descubrí que una italiana habitaba en mi ciudad natal, trabajaba en mi querida universidad y vivía prácticamente donde trabajaba mi padre. Me parte el corazón que nos abandones triste después de todo el tiempo maravilloso que nos has regalado, de las recetas, ilusiones y recuerdos... Tú me animaste a hacerme una compradora compulsiva de cacharritos inexplicables, tú me hiciste pensar que hacer pan era más sencillo, por tu culpa tengo una gofrera, una heladera y una slow cooker que estarán huérfanas sin ti. No te vayas, Mónica querida. No nos dejes. Estarás lejos y me dará pena el café que nunca me tomé contigo y con Claudia pero seguirás cerca cada vez que te lea y que cocine todos esos pedazos de amor, sagacidad, ironía, ternura y elegancia que destilan tus palabras. Creo que un día te vi en la sección de cocina del Corte Inglés y nunca tanto como hoy me arrepiento de no haberte preguntado si eras nuestra Mónica. Coraggio, Mónica. Un abbraccio.